FacebookYouTube

Coherente Línea de Pensamiento y Docente Democrática.

Dra. Ilse Wisotzki – Rectora de la Universidad de Lima

En 1966, durante su primer gobierno, accediendo a una invitación del rector Antonio Pinilla, tuvo usted la especial deferencia de honrarnos con su presencia e inaugurar este campus de la Universidad de Lima, que entonces, contaba con escasos cuatro años de vida. Encontró aquí a dilectos amigos:  Héctor Velarde, Carlos Cueto Fernandini, Harold  Griffiths y Francisco Miró Quesada.

Hoy, después  de casi tres décadas, estamos nuevamente  reunidos los mismos: unos, en comunión de espíritu; otros aquí presentes.

Durante este periodo de nuestra casa de estudios se han venido afirmando en su cotidiana tarea de formar jóvenes profesionales con sólidos valores, convicción democrática y amor al Perú.   A su vez,, usted presidente, ha prodigado acendrado patriotismo, coherente línea de pensamiento y permanente docencia democrática desde la más alta magistratura y fuera de ella.

Sus dotes de estadista unidos a su indiscutible honestidad y su ininterrumpida vigencia y entrega a la causa del Perú, han hecho de usted un símbolo que, a través del tiempo, ilumina el derrotero de la juventud de nuestra patria.

Un ineludible a la vez que un amable deber nos impulsa hoy a poner de relieve sus mencionadas virtudes. El profundo respeto y afecto de esta casa y de la ciudadanía, que con la misma convicción y gratitud nos acompaña, se hace patente en este homenaje que hoy le tributamos.

Es para mi un señalado privilegio imponerle la medalla y hacerle entrega del diploma que lo distinguirá para siempre como miembro de este claustro al que se incorpora hoy en su más alto grado, el de doctor Honoris Causa, por causa del honor y por propio derecho.